Cursos Relacionados

Busca trabajo a través de Internet

¡Hay miles de oportunidades!

Busca trabajo a través de Internet
Hoy en día, Internet es uno de los principales instrumentos de búsqueda de empleo. Las empresas que proporcionan este servicio en la red han aumentado considerablemente frente al incremento de usuarios que se han dado cuenta de las oportunidades que ofrece.
Te informamos de las páginas web a las que te puedes dirigir si estás buscando empleo y de las ventajas e inconvenientes de hacerlo en la red.
¿Cómo puedo encontrar trabajo en la red?

Para buscar trabajo a través de Internet puedes dirigirte a:


  • La empresa en la que quieres trabajar. Generalmente, las empresas tienen una sección donde animan a los aspirantes a formar parte de su equipo o dan a conocer sus vacantes.

  • Las asociaciones profesionales de tu sector.

  • Las cámaras de comercio.

  • Las universidades y los centros de formación, ya que tienen bolsas de trabajo a disposición de los estudiantes y exalumnos.

  • Las empresas de selección de personal y de trabajo temporal. Ofrecen la posibilidad de presentar tu currículo y de inscribirte a sus ofertas laborales.

  • Los buscadores de empleo. Además de poder introducir tu currículo, de recibir ofertas laborales y de registrarte, te permiten saber el estado de tu candidatura e incluso realizar una entrevista virtual con la empresa.

  • Les redes sociales profesionales.

Ventajas

  • La inmediatez y la sencillez. Puedes introducir tu currículo rápidamente e inscribirte a una oferta de trabajo.

  • El acceso a información muy diversa sin moverte de tu casa. Por ejemplo, puedes consultar ofertas laborales de otras comunidades autónomas, e incluso de otros países, sin tener que desplazarte.

Desventajas

  • En ocasiones, las empresas delegan la selección del personal a empresas especializadas y estas, en el momento de publicar su oferta, lo hacen con los mínimos detalles –sin el nombre de la empresa, sin la página web…–. Esto no te permite dirigirte directamente al ofertante ni enviar una carta de presentación más acorde con el puesto.

  • La confidencialidad de tus datos puede verse amenazada; para evitarlo, crea varias direcciones de correo electrónico y diferencia lo personal de lo académico y laboral.

Recomendaciones
  • Siempre es positivo que personalices tu carta de presentación conforme a la empresa en la que te interesa trabajar. Es importante saber a qué persona debes dirigirte y los proyectos que realiza la compañía, entre otros aspectos.
  • Mantén tu networking, ya que los contactos pueden ayudarte a encontrar trabajo. Los compañeros y compañeras del instituto o de la universidad podrían echarte una mano: aconsejarte, informarte de ofertas laborales, recomendarte para algún empleo, etc.
  • El ser humano no solo vive de Internet. Es conveniente tener en cuenta los recursos más tradicionales, como los anuncios publicados en la prensa especializada, las bolsas de trabajo convencionales (universitarias, las de escuelas de negocios, de colegios profesionales…), las empresas de selección de personal, las ETT, el envío por correo de tu currículo a las empresas que más te interesan y, sobre todo, seguir utilizando tus contactos personales.

Otros recursos: